, ,

Vinyasa krama yoga con Srivatsa Ramaswami

Como algunos de vosotros ya sabéis por Facebook, en las últimas dos semanas he estado haciendo una formación avanzada de profesores en vinyasa krama yoga organizada por Dhara Yoga en Madrid. Ha sido una experiencia muy intensa en todos los sentidos.

El maestro fue Srivatsa Ramaswami. Para aquellos que no lo conocéis, os diré que se trata del único discípulo con vida del legendario Krishnamacharya, a quien se considera el padre del yoga moderno. Sí, lo sé, un privilegio estudiar con él. Me siento muy afortunada. La verdad es que cada vez que durante las clases nombraba a su gurú, me costaba creer que se estuviera refiriendo al propio Krishnamacharya en persona.  😮

S. Ramaswami

Srivatsa Ramaswami

 

Ramaswami es también el autor de libros ya clásicos en la bibliografía del yoga: La obra completa sobre el Vinyasa Yoga, Yoga para las tres etapas de la vida Yoga beneath the surface (este último creo que no está traducido al español). En los dos primeros, expone ampliamente el método del yoga vinyasa krama, tal y como lo aprendió de su maestro.

Se trata no solo de un maestro excelente sino también de un ser humano bueno y compasivo como pocos. Además es admirable como a sus 77 años de edad es capaz de aguantar largas jornadas de más de ocho horas, con más energía que nosotros, los alumnos, y sin perder en ningún momento la sonrisa y el sentido del humor. Serenamente, fue dosificando a la perfección las enseñanzas que quería transmitirnos, de forma que fuimos conociendo el método poco a poco, desde sus bases hasta los estadios más avanzados. Aprendimos secuencias de asanas, pranayama y meditación y dedicamos muchas horas a estudiar detalladamente la filosofía del yoga contenida en los Yoga Sutra de Patánjali. Me enternece recordar como cada vez que nos veía cansados nos decía: Ok, lie down, I´m going to chant for you. Y comenzaba a recitar de memoria larguísimas oraciones y mantras. También nos enseñó pacientemente a recitar los Yoga Sutra, como se ve en el vídeo.

Además tuve la suerte de coincidir con un grupo de gente maravillosa, venidos de todas partes del mundo: España, Rumanía, Alemania, Bosnia, Serbia, Brasil, Chile, Japón, India y creo que aún me dejo alguno 🙂 Cuando nos juntábamos después de las clases a tomar algo, aquello parecía una reunión de Naciones Unidas.

Ramaswami after the course

De derecha a izquierda: Daniela de Serbia, Oana de Rumanía, Manuela de Brasil y Mike de Bosnia, y la mesa continuaba… 🙂

Siguiéndonos y apoyándonos en la distancia, desde Japón, estaba Anthony Grim Hall, también discípulo de Ramaswami, y que ha sido maestro de muchos de los que estábamos en el curso. Además mientras hacíamos el curso nos obsequió con la traducción completa del libro de Krishnamacharya, Yogasanagalu. En él aparecen las fotografías del maestro con más de 80 años, practicando las mismas posturas que Ramaswami nos estaba enseñando a nosotros. Fue muy emocionante.

Anthony Grim Hall

Anthony Grim Hall

Yogasanagalu, T. Krishnamacharya

Yogasanagalu, T. Krishnamacharya

Conocí a Oscar Montero, probablemente el mayor experto en vinyasa krama yoga en España, que participó en el curso y nos regaló su inagotable simpatía y buen humor. Échale un vistazo a su web si quieres conocer más sobre este estilo de yoga. Oscar es además el traductor del Manual Práctico de Vinyasa Krama de Steve Brandon y Charles Cox.

Oscar Montero, profesor de vinyasa krama yoga en León.

Oscar Montero, profesor de vinyasa krama yoga en León.

Manual práctico del vinyasa krama yoga.

Manual práctico del vinyasa krama yoga.

En resumen, han sido 15 días de intenso trabajo, en los que reímos, lloramos y sobre todo aprendimos muchísimo de un maestro excepcional.

En próximos posts os iré explicando más cosas sobre el vinyasa krama yoga, un estilo poderosamente transformador y curativo, el yoga genuino de T. Krishnamacharya, del que nacen la mayoría de los estilos que se practican hoy día.

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × dos =