,

9 hábitos desintoxicantes para tener un cuerpo más limpio desde hoy

Para resumir todo lo que hemos intentado poner en práctica durante nuestro programa detox, hemos querido reunir en una entrada los 9 hábitos desintoxicantes que te ayudarán a llevar una vida más saludable.

Desafortunadamente, el estilo de vida actual hace que nos veamos expuestos diariamente a la acción de todo tipo de tóxicos. Es prácticamente imposible sustraerse a la influencia de estas sustancias nocivas, pero lo que sí que podemos es adoptar hábitos de vida que nos permitan evitar los tóxicos evitables (valga la redundancia), y al mismo tiempo favorezcan la desintoxicación, es decir, la eliminación de aquellos tóxicos que se van acumulando en nuestro organismo con los años.

Diferencias entre tóxicos y toxinas.

TÓXICO: Tóxico es cualquier sustancia, artificial o natural, que posea toxicidad (es decir, cualquier sustancia que produzca un efecto dañino sobre los seres vivos al entrar en contacto con ellos). Así, en nuestro día a día nos enfrentamos a tóxicos en los “alimentos”, en los cosméticos, en  el agua que bebemos y hasta en el aire que respiramos.

TOXINA: Normalmente hablamos de toxinas para referirnos a los tóxicos, si bien esto no es del todo correcto. Es cierto que todas las toxinas son tóxicas pero no todos los tóxicos son toxinas. Se llama toxina a cualquier sustancia venenosa producida por un organismo vivo, animal o planta. Se excluyen por tanto los venenos de origen artificial.

Te presento en esta entrada una serie de hábitos, rutinas y prácticas que  facilitan la desintoxicación. Puedes ir introduciéndolos en tu vida a razón de uno o dos a la semana, de forma que no supongan cambios drásticos, porque para que un cambio se asiente debe ser paulatino: los cambios drásticos no producen una auténtica transformación en nosotros y se abandonan pronto.

9 hábitos desintoxicantes para mejorar tu salud:

1.- Bebe una taza o vaso de agua templada con el zumo de medio limón en ayunas, por lo menos un cuarto de hora antes de ingerir ningún otro alimento.

Las ventajas de esta práctica, que se remonta a la antigua ciencia médica del Ayurveda, puedes encontrarlas por todas partes en la red. Te resumo sus principales efectos beneficiosos:

  •  Refuerza tu sistema inmunológico: los limones son ricos en vitamina C la cual es ideal para combatir los resfriados.
  • Son ricos en potasio, que estimula la función del cerebro y los nervios. El potasio también ayuda a controlar la presión sanguínea.
  • Equilibra el pH del cuerpo: beber agua con limón todos los días reduce la acidez total de tu cuerpo. El limón es uno de los alimentos más alcalinos. Sí, el limón tiene ácido cítrico, pero no crea acidez en el cuerpo una vez es metabolizado.
  • Ayuda a bajar de peso: los limones son ricos en fibra pectina (fibra soluble) que ayuda a combatir los antojos de comida. También se ha demostrado que las personas que mantienen una dieta más alcalina pierden peso más rápidamente.   
  • Ayuda a la digestión: el jugo de limón ayuda a eliminar los materiales no deseados de tu cuerpo.
  • Estimula al hígado para producir la bilis, que es un ácido que se requiere para la digestión. Una digestión eficiente reduce la acidez estomacal y el estreñimiento.   
  • Es un diurético: los limones aumentan la velocidad de la micción en el cuerpo lo cual ayuda a purificarlo. Por lo tanto las toxinas son liberadas más rápidamente del cuerpo lo que ayuda a mantener la salud del tracto urinario.   
  • Limpia la piel: la Vitamina C que contiene ayuda a disminuir las arrugas y las manchas. El agua con limón elimina las toxinas de la sangre por lo tanto ayuda a mantener la piel limpia. En realidad, el agua de limón se puede aplicar directamente a las cicatrices para ayudar a reducir su apariencia.   
  • Refresca el aliento: no sólo esto, sino que puede ayudar a aliviar el dolor dental y la gingivitis.
  • Alivia los problemas respiratorios: el agua con limón templada ayuda a deshacerse de las infecciones de pecho y pone fin a la molesta tos. Se cree que es útil para las personas con asma y las alergias, también.  
  • Te mantiene tranquilo: La vitamina C es una de los primeros nutrientes agotados cuando sometes tu mente y cuerpo al estrés. Como se mencionó anteriormente, los limones están llenos de vitamina C.Glass with water and lemon on wooden table

 

2.- Bebe al menos dos litros de agua al día:

Es imprescindible para ayudarte a eliminar todas los tóxicos que nuestros órganos van expulsando. Ten en cuenta que los tés, zumos, etc., aunque contienen agua no deben computarse a la hora de alcanzar tus dos litros diarios. Es decir, hay que beber dos litros de agua clara, a ser posible mineral o filtrada.

 

3.- Bebe dos tazas de té rojo o verde por la mañana y dos tazas de té ayurveda puro o té yogi por la tarde y noche.

El té rojo tiene propiedades desintoxicantes del hígado. El té verde es muy diurético y te ayudará a eliminar tóxicos. El té ayurveda puro no tiene teína por lo que puedes tomarlo tranquilamente por la tarde y noche. Puedes consultar cómo se prepara y sus propiedades y beneficios en esta entrada.Té y descanso

4.- Duerme un mínimo de 7 a 8 horas al día.

No subestimes el poder sanador del sueño. Si no puedes alargar tu tiempo de sueño por la mañana, intenta acostarte un poco antes cada día.

Algunos de los muchos beneficios para la salud que tiene el dormir suficiente.

5.- Toma zumos y batidos desintoxicantes.

Para conseguir una limpieza del cuerpo de forma natural, una gran herramienta puede ser sustituir una comida al día con un batido desintoxicante. Esta  medida no causará ningún daño, pero puede ser excepcional para deshacerte de las sustancias que tu cuerpo no necesita.Conviene optar por un batido de ingredientes naturales, en lugar de recurrir a un producto preparado de antemano o mejorado químicamente. Solo conectando con alimentos naturales conseguiremos una limpieza correcta. Esto no solo puede ayudar a perder peso, sino también a mantener un adecuado trabajo del sistema digestivo.Cambiar por un batido una de tus comidas es una buena manera de poner en marcha tu metabolismo. Te darás cuenta de que sientes un importante aporte de energía natural y también de que algunos de los síntomas que sufres a diario desaparecen con este impulso natural. También puedes optar por tomar dos o tres de estos zumos entre horas, en lugar de sustituir ninguna comida. Pero si quieres perder algún kilo, mi consejo es que sustituyas la cena por este jugo.

Una buena receta que incorpora ingredientes naturales y saludables que promueven la digestión, introducen fibra, y ayudan a llevar a cabo una limpieza de forma regular y natural es la que recomienda Dharma Singh Khalsa  en su libro La alimentación como medicina. Este autor propone un zumo detox muy sencillo:

– 1/3 de zanahoria o carlota.

– 1/3 de apio.

-1/3 de manzana.

6.- Elige productos ecológicos de alimentación y cosmética.

Cada día es más importante que vayamos sustituyendo nuestros alimentos y cosméticos por las opciones ecológicas de los mismos. Algunas grandes superficies, como El Corte Inglés, ya ofrecen alternativas de cultivo biológico. En otras, sin embargo, como en Mercadona, no podrás encontrar ni un solo producto ecológico.

Siempre que puedas, opta por alimentos y cosméticos ecológicos.

Siempre que puedas, opta por alimentos y cosméticos ecológicos.

Si no puedes conseguir fácilmente productos ecológicos, por lo menos evita completamente los productos refinados (como el azúcar, la sal y la harina blanca) y los preparados industriales.Conviértete en lector de etiquetas y huye de todo aquello cuyos ingredientes sean difíciles de leer o imaginar. Es decir,  consume alimentos enteros (whole foods), tales como: cereales, fruta, vegetales, legumbres, frutos secos, y, si no eres vegetariano, huevos, pescado y carne (carne roja máximo tres veces a la semana). De esta forma evitarás los colorantes, conservantes y edulcorantes artificiales que dañan tu organismo.

7.- Practica el ayuno nocturno.

Trata de cenar temprano para dejar el máximo de horas posibles entre  la cena y el desayuno. De esta forma, dejas que tu cuerpo descanse y complete totalmente el proceso digestivo, y no sobrecargas de trabajo a los órganos depurativos como los riñones y el hígado.

 

8.- Limpia tu lengua y exfolia tu piel de forma suave y regular.

En la lengua todos los días se acumulan gérmenes y bacterias. Es muy importante cepillar la lengua con suavidad para eliminar esas toxinas que pueden dar lugar a diversas infecciones.

Para limpiar la lengua puedes utilizar tu mismo cepillo de dientes, o un raspador lingual.

En cuanto a exfoliar la piel, no conviene hacerlo todos los días, pero sí una o dos veces a la semana. Mi consejo es que utilices un guante exfoliante de seda, como recomienda el ayurveda.

 

9.- Consume alimentos probióticos.

Los alimentos probióticos son aquellos que contienen microorganismos vivos, como las bacterias presentes en algunos yogures naturales.

Su ingesta regular ayuda a mantener un buen estado de la flora intestinal para fortalecer el sistema inmunológico y prevenir diversas enfermedades asociadas con la salud gastrointestinal.

Son alimentos probióticos:

  • El yogur.
  • El kéfir.
  • El chocolate negro.
  • Los pepinos encurtidos.
  • La col fermentada (chucrut).
  • La kombucha.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 − 4 =